Las nuevas instalaciones de la Estación Termal situada en O Carballiño abrirán sus puertas al público antes de verano de 2015 con el doble de caudal de agua mineromedicinal

El ambicioso proyecto del nuevo Balneario Caldas de Partovia será realidad en primavera de este año, cuando las antiguas instalaciones balnearias de la localidad orensana de O Carballiño verán ampliadas sus dependencias con nuevos edificios que incorporarán las últimas tecnologías en hidroterapia. Con una inversión superior a los 2 millones de euros, el proyecto de modernización y ampliación prevé incorporar un servicio de restauración del que carecía, así como la mejora de los accesos y el entorno.

Los responsables de As Caldas de Partovia pretenden recuperar el espíritu de cura termal que hizo popular a O Carballiño como destino de salud, adaptando su oferta a las exigencias y expectativas del turista del siglo veintiuno. Conservando la antigua casa de baños como eje principal del complejo, el diseño futurista que se puede observar en las recreaciones en 3D posicionarán a la estación termal en la vanguardia del termalismo europeo.

La construcción de los edificios se ha visto retrasada por estudios y nuevas captaciones en el manantial que posibilitarán doblar el caudal de agua mineromedicinal disponible hasta el momento y aumentar la temperatura con que ésta llega a las estancias de tratamientos.

Todos estos trabajos redundarán en un aumento de la calidad de las aguas y de los servicios dispensados, lo que propiciará una mayor afluencia de público y posibilitará la contratación de alrededor de 25 trabajadores para atender la actividad, aspecto muy valorado por las autoridades por su contribución al desarrollo de la economía local.

Recreación de las nuevas instalaciones del Balneario Caldas de Partovia

Recreación de las nuevas instalaciones del Balneario Caldas de Partovia