La gastronomía española vive un gran momento, con un prestigio consolidado a nivel internacional

Madrid– Redacción – 4 DIC 2013

Tres de los diez mejores restaurantes del mundo están en España; ya son 171 los establecimientos con estrellas Michelin tras la actualización de la guía hace apenas unos días; más de 5,6 millones de turistas extranjeros visitaron el país el año pasado atraídos por la cocina; y los productos agroalimentarios españoles son cada vez más reconocidos y exportados fuera de nuestras fronteras.

Para ahondar sobre este tema, Alimentaria 2014 sentó la pasada semana en la misma mesa a Joan Roca, chef del Celler de Can Roca; a los expertos en turismo gastronómico Doug Duda y Marta Angulo; y a la directora de la División de Alimentos y Gastronomía del ICEX, Inés Menéndez de Luarca, para analizar la creciente importancia y el impacto económico de este tipo de turismo.

Joan Roca, chef del Celler de Can Roca

Joan Roca, chef del Celler de Can Roca

Joan Roca defendió que la gastronomía es clave en la proyección internacional de España y elogió el papel de ferias como Alimentaria para contribuir a vincular el gran patrimonio gastronómico y cultural con los productos agroalimentarios del país y subrayó también la influencia de “la eclosión de talentos, de cocineros comprometidos con la innovación, a veces desde planteamientos románticos o inconformistas, que han conseguido captar la atención de un turismo gastronómico que busca la excelencia”.  

“La gastronomía debe tener un fuerte arraigo a unas tradiciones y una cultura, pero debe ofrecer al mismo tiempo una visión renovada relacionada con las emociones, la autenticidad y la proximidad”, aseguraba Joan Roca, remarcando la importancia del éxito gastronómico para el territorio que lo rodea y poniendo como ejemplo la elección de su restaurante como el mejor del mundo: “Es más importante para Girona, Catalunya y España que para el propio restaurante, ya que pone en valor todo el entorno”, explicaba.

Tirón internacional

Para Inés Menéndez de Luarca “el trinomio alimentación, turismo y gastronomía está de moda y debemos aprovechar la gran imagen internacional del producto español”. En este sentido, se refirió a los 57 millones de turistas que visitan España cada año, un 10% de ellos atraídos por las excelencias gastronómicas, “que deberían vincularse al patrimonio cultural de nuestro país”.

Según datos de Turespaña, los turistas gastronómicos desembolsaron el año pasado 6.393 millones de euros durante su visita a España, un 10,1% más que en 2011. El gasto medio diario destinado a actividades gastronómicas se situó en 107,65 euros.

Por su parte, el expresidente de la International Association of Culinary Professionals (IACP) y productor para el New York Times de la serie “Taste of the world”, Doug Duda, afirmó que “el interés de los norteamericanos por la gastronomía crece día a día y la española es hoy su preferida”. Duda aseguró también que cuando alguien le pregunta en qué lugar del mundo comería su última cena, desde hace diez años él siempre responde “España”. Sobre los consumidores norteamericanos, apuntó: “ahora, más que nunca, siguen a los chefs y sus recomendaciones; quieren saber dónde compran sus productos, estar al día de las últimas tendencias culinarias. “En definitiva, se trata de una gran oportunidad para España”, afirmaba el experto estadounidense. 

Principal canal

Por otro lado, Marta Angulo, socia de la agencia especializada en turismo gastronómico “A Taste of Spain”, explicó que a través del turismo gastronómico “se entra en contacto con la cultura de un país, con su gente, su cocina, sus productores y sus tradiciones, es, por tanto, algo más que comer sólo en buenos restaurantes”.

Angulo definió al turista gastronómico como una persona entre los 35 y 65 años, con buen nivel cultural, poder adquisitivo medio-alto, aficionado a la cocina y al vino, hedonista, consumidor habitual de productos ecológicos y artesanos, participante en experiencias culinarias y habituado a viajar. Según Angulo “a este perfil de turista le mueve la pasión por experimentar, es exigente y demanda calidad y autenticidad sin que el precio sea un factor determinante”.

En cuanto a nuevas tendencias, destacó “el auge internacional de las tapas y de la degustación compartida de platos”. Además, el turista gastronómico busca comer en restaurantes con estrellas pero también en establecimientos populares donde van los oriundos del lugar. Por otro lado, cobra mayor importancia el factor humano, “the people behind”. “Los turistas quieren conocer a las personas, los productores, bodegueros, para que les cuenten sus historias”, aseguró Angulo, destacando que la cata gana interés, no sólo de vinos sino de otros productos como chocolates o quesos.

Mientras, Internet se consolida como el principal canal de comunicación con este perfil de cliente (el 85% de las contrataciones se hacen a través de la red) y la gastronomía adquiere mayor protagonismo en otras áreas del negocio turístico, como el viaje corporativo o el de incentivos. 

Lo nuevo de Alimentaria 2014

Del 31 de marzo al 3 de abril, Alimentaria 2014 volverá a reunir en el mismo espacio a la industria agroalimentaria, la mejor gastronomía y a la alta cocina. La gran novedad de esta edición será el espacio ‘The Alimentaria Experience’, que aglutinará todas las actividades relacionadas con el mundo de la restauración y la gastronomía. Se sucederán demostraciones culinarias en directo, aulas y talleres gastronómicos magistrales, catas, degustaciones, conferencias, entre otras iniciativas.

El principal objetivo de este espacio es hacer partícipe al visitante de un conjunto de experiencias gastronómicas, mostrar tendencias, aportar inspiración y soluciones al restaurador y presentar en elaboradas preparaciones la calidad e innovación de los productos agroalimentarios del país.

Por este espacio pasarán algunos de los cocineros españoles más reconocidos del panorama internacional como Joan Roca (El Celler de Can Roca), Carles Gaig (Restaurante Fonda Gaig), Carme Ruscalleda (Sant Pau), Pedro Subijana (Akelarre); Eneko Atxa (Azurmendi); Romain Fornell (Caelis), Nandu Jubany (Can Jubany), Francis Paniego (El Portal de Echaurren); Dani García(Dani García Restaurante); Martín Berasategui (Restaurante Martín Berasategui); Luis Aduriz (Mugaritz); Quique Dacosta (Restaurante Quique Dacosta); Ramón Freixa (Restaurante Ramón Freixa Madrid); Albert Adrià (Tickets y 41º) o María José San Román (Monastrell), entre otros muchos. Se calcula que ‘The Alimentaria Experience’ sumará más de 50 estrellas Michelín.