Se ha creado una Red de Custodia Agraria en Castilla-La Mancha con propietarios privados que van a desarrollar buenas prácticas agrarias para fomentar la protección del entorno, especialmente las aves esteparias

Toledo – 3 AGO 2017  – Redacción

La Fundación Global Nature y la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha están creando una Red de Custodia Agraria en la región para promover buenas prácticas agrarias que permitan proteger la naturaleza y, al mismo tiempo, aumenten la rentabilidad económica de las explotaciones.  La red cuenta ya con más de 1.500 hectáreas ubicadas  en 12 municipios de las provincias de Ciudad Real, Cuenca y Toledo.

Esta red consiste en un conjunto de fincas privadas cuyos propietarios se suman de forma voluntaria a la iniciativa, firmando acuerdos en los que se comprometen al desarrollo de actuaciones que benefician a la naturaleza. Los participantes reciben asesoramiento sobre las posibilidades de mejora de la gestión de su explotación, por ejemplo relativas al uso de fertilizantes, nutrientes en el suelo o infraestructuras ecológicas como los setos. El objetivo es fomentar que el compromiso con la conservación del entorno también suponga una mejora en la competitividad de las explotaciones y una diferenciación de los productos en el mercado.

Esta red se enmarca en un proyecto europeo LIFE denominado “Estepas de La Mancha” que pretende fomentar la participación del sector primario en la conservación de la biodiversidad, especialmente las aves esteparias que habitan en la Red Natura 2000, como avutardas, sisones o gangas.

En los últimos meses se  han organizado reuniones presenciales en más de 20 municipios castellanomanchegos para difundir entre los interesados las posibilidades de sumarse a esta iniciativa. De forma directa e indirecta, gracias al apoyo de sociedades, cooperativas agrarias y ayuntamientos, se ha informado a más de 4.000 agricultores, ganaderos y cazadores.

Estepa de Castilla-La Mancha

Estepa de Castilla-La Mancha / Global Nature

Importancia del sector agrario en la conservación de la biodiversidad

Un gran número de especies animales y vegetales silvestres están vinculadas de manera directa a la existencia de sistemas agrarios.  De esta forma, 255 especies y 57 tipos de hábitats de interés comunitario están estrechamente ligados a la agricultura. Por lo tanto, el apoyo al sector agrario es fundamental para asegurar la conservación.

El proyecto LIFE Estepas de La Mancha

El proyecto LIFE Estepas de La Mancha pretende frenar el descenso de las poblaciones de aves esteparias en colaboración con los agricultores de cuatro de las principales Zonas de Especial Protección para las Aves de Castilla-La Mancha incluidas dentro de la red Natura 2000.  Además de la participación del colectivo dedicado al sector primario, se fomenta la involucración de administraciones y población local. Las actividades de comunicación y sensibilización ambiental dirigidas a escolares y el público general son un factor clave para asegurar la conservación a largo plazo de las aves esteparias en La Mancha.

Esta iniciativa se desarrolla entre 2016 y 2019 en 57 municipios de cuatro Zonas de Especial Protección para las Aves y Zonas de Especial Conservación de la Comarca de La Mancha. Son socios de la misma la Fundación Global Nature y la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha. El proyecto cuenta con el apoyo del instrumento financiero LIFE de la Comisión Europea, el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente a través de la Fundación Biodiversidad y de los municipios de Villacañas, Lillo, Madridejos, Mota del Cuervo y Pedro Muñoz.