El espectáculo extremeño ‘Mehstura’ y su reivindicación del papel de la mujer en el flamenco ha triunfado este domingo en el prestigioso Festival de Flamenco de Nîmes, que acumula 27 ediciones y está considerado un referente internacional por su elevada calidad

Mérida – 17 ENE 2017 – Redacción

El espectáculo ‘Mehstura. Mujeres del flamenco’ ha presentado un original montaje, con siete artistas sobre el escenario (Zaira Santos y Eva Soto –bailaoras-, Vicky González y Nane Ramos –cantaoras-, Sara Castro –guitarra-, Rosa Escobar –viola- y Miriam Cantero –percusión-), que a través del cante, el baile, la música y la escenografía han transmitido al público las emociones asociadas a diferentes etapas de la vida: la alegría, la tragedia y la pasión.

A través de cantiñas, un fandango y bulerías, rodeadas de tonos pasteles, las artistas han comenzado el recorrido vital de ‘Mehstura’ por la alegría de la niñez, la inocencia, el placer de vivir sin preocupaciones. El negro y composiciones como las tonás, una soleá, las seguidillas y un martinete, las han transportado, sin embargo, a la tragedia, en una transición conducida con maestría por la bailaora Zaira Santos, hecha símbolo ella misma de la fatalidad.

espectáculo ‘Mehstura. Mujeres del flamenco’

Un momento del espectáculo ‘Mehstura. Mujeres del flamenco’

Más tarde, la propia Zaira Santos insufla de nuevo el aliento vital al espectáculo a través de la pasión, vestida de rojo y afinada en una bambera y los imprescindibles tangos y jaleos extremeños, los dos palos propios de Extremadura. A su maestría, se ha sumado el arte y desparpajo de Eva Soto, el genio y pellizco de Vicky González, la fuerza en la garganta de Nane Ramos, y la sobrada solvencia de Sara Castro, Rosa Escobar y Miriam Cantero, con sus perfiles de guitarra, viola y percusión, en los que es poco habitual encontrar protagonistas femeninas en el ámbito flamenco.

“Mehstura es un espectáculo novedoso, tanto en su composición 100% femenina sobre el escenario, como en la puesta en escena, en la que no sólo las bailaoras, sino también las cantaoras y las instrumentistas, se mueven por el escenario como un ballet, lo que supone un desafío artístico y técnico”, ha destacado el director, Jesús Ortega, satisfecho y emocionado por la excelente acogida. El espectáculo ha contado con la dirección adjunta de Juan Carlos Guajardo y está producido por Actúa Producciones.