Ayora es un municipio​ y una localidad de España situada al suroeste de la provincia de Valencia, en el centro de la Comunidad Valenciana. Se encuentra en la comarca del Valle de Ayora-Cofrentes y forma parte, asimismo, del partido judicial de Requena.​

Castillo de Ayora (BIC)

Este monumento se sitúa en una elevación en el centro de la villa. Edificado posiblemente a mediados del siglo XIII, tras la reconquista cristiana, sobre una antigua construcción árabe. El conjunto estuvo compuesto por el palacio-residencia de cuatro plantas, tenía dos plazas fuertes y una gran torre del homenaje, además de otras dependencias para soldados y servidumbre, aljibes y jardines. El conjunto estaba rodeado por cerca de mil metros de murallas y torreones de defensa.

El castillo quedó arruinado por las tropas de Felipe V en la guerra de Secesión, pero su hermoso perfil y sus grandes dimensiones todavía evocan su presencia histórica. Entre sus restos cabe destacar la torre del homenaje, de planta cuadrada, la «puerta falsa», mandada construir por la Marquesa de Zenete en el s.XVI, sobre la que estaba su escudo de armas, así como lienzos, murallas, cubos, fosos, cisternas…

Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción (BIC)

El conjunto, situado en el centro de la población, es más que un interesante compendio de la arquitectura entre los siglos XVI y XVII. Su primera fase de construcción se sitúa entre el 1508 y 1577, de esta época procede el ábside ochavado donde está el altar y el presbiterio y la bóveda de crucería que cubre esta parte del templo. El segundo período constructivo se reanuda en 1595 y se da por acabado en 1628; período en el que se fue terminando la nave central, el campanario y la fachada.

La nave (de 42 metros de longitud, por 13 de anchura y 23,6 de altura) está formada por cinco cuerpos, a los que hay que sumar el área del presbiterio. Las capillas laterales que hay entre los contrafuertes están separadas por pilastras de capitel corintio, sobre el que se asienta un potente cimacio del que se arrancan los nervios de las bóvedas. La tercera fase de construcción termina la magnífica capilla barroca, con su cripta (1693-1702) el camarín de la Virgen, curioso recinto elíptico de inspiración centroeuropea (1739) y la sacristía mayor (1745-1746). Un terremoto en 1748 la dañó gravemente y el gusto del siglo XIX cubrió con torpeza sus bellas formas. Actualmente, tras la rehabilitación y restauración efectuadas, podemos contemplarla como en sus orígenes.

En su interior conserva unas espléndidas tablas de Yáñez de Almedina, pintor formado en Venecia por los discípulos de Leonardo da Vinci. También encontramos óleos, destacando el de El Ángel Tutelar de Ayora, del autor Vicente López y el retablo gótico con tablas pintadas de la Escuela Valenciana del S. XVI relacionados con el círculo del maestro Cabanillas.

Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción, Ayora (Valencia)

Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción, Ayora (Valencia) / Turismo de Ayora

Iglesia de Santa María la Mayor (BIC)

La Iglesia de Santa Maria la Mayor es un edificio religioso construido en el siglo XIII de estilo gótico el cual fue ampliado en su cabecera en el siglo XV y reformado en el siglo XVIII. Se trata de una iglesia que sigue la tipología de las denominadas de reconquista, de una sola nave con techumbre de madera sobre arcos diafragma. Presenta capillas entre contrafuertes y un ábside trapezoidal. Está dividida en cuatro tramos más la cabecera. La separación de los tramos se realiza mediante arcos de diafragma apuntados, teniendo algunos de ellos los ejes desviados como consecuencia de reformas, sobre los que se encuentra la techumbre de madera. A las capillas laterales se accede a través de arcos de medio punto, dos de las capillas del lado de la epístola están cubiertas con bóvedas de crucería, el resto con bóvedas tabicadas. El ábside de planta trapezoidal está cubierto con bóveda de crucería, en cuya clave de madera hay una representación de la Virgen y dos ángeles que sustentan el escudo de la villa. A los lados se abren unos arcos apuntados de cantería. Al exterior está cubierta con teja árabe a dos aguas en la nave y a tres en la cabecera. Los cuatro primeros tramos son de igual tamaño por lo que podría tratarse de una primera construcción que luego se iría ampliando levantando la última crujía y la cabecera ya en el siglo XV.

Cruz Cubierta de San Antón (BIC)

Situada a la entrada de la villa desde Almansa. Cruz de término, de estilo gótico, labrada en piedra bajo un edículo con cuatro columnas que la cobija. Su construcción se atribuye a Miguel Molsós en el siglo XV. Se trata de una columna de piedra de forma octogonal que supera los 2 metros de altura, coronada por una cruz. Esta cruz superior tiene un cristo crucificado en el interior de una de sus caras y una imagen de la virgen en la otra.

Cruz Cubierta de San Antón, Ayora (Valencia)

Cruz Cubierta de San Antón, Ayora (Valencia) / Turismo de Ayora

Poblado ibero Castellar de Meca (BIC)

Poblado ibérico emplazado en una alargada meseta –el puntal de Meca- situada en el extremo noroeste de la sierra del Mugrón. Constituye un impresionante conjunto, siendo una de las ciudades ibéricas de la Edad del Hierro más espectaculares de la península. Posee la declaración de Monumento Histórico – Artístico Nacional desde 1931. La ciudad – fortaleza, tallada en roca, sorprende por sus amplias dimensiones (ocupa más de diez hectáreas de superficie), por su compleja red de recogida de aguas (basada en canalillos y grandes y numerosos –superior al centenar- aljibes tallados en roca viva) y, sobre todo, por el camino de carros de acceso al recinto, de cerca de una kilómetro de longitud, en el que destacan las huellas abiertas en la piedra producidas por las ruedas de los carros. Además se conservan restos de las murallas ciclópeas, torres defensivas, casas semiexcavadas en la roca, escaleras, pesebres y abrevaderos… A la importancia cultural, arquitectónica y urbanística se une la espectacularidad del paisaje circundante; con sus 1058 metros de altura sobre el nivel del mar permite contemplar una panorámica de gran belleza.

Abrigo de Tortosilla

Descubierto por los hermanos Serrano en el verano de 1911, convirtiéndose en la primera muestra de arte rupestre prehistórico descubierta en la Comunidad Valenciana. Inicialmente las extraordinarias figuras naturalistas de hombres y animales que decoraban sus paredes fueron consideradas Paleolíticas. Sin embargo, 100 años de estudios de arte rupestre en tierras valencianas han permitido definir otra tradición artística prehistórica, denominada Arte Rupestre Levantino, a la que pertenece este primer conjunto valenciano. La singularidad de las escenas de caza, recolección de la miel, guerra, maternidad o muerte de los paneles Levantinos justificó su declaración como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1998. El yacimiento es visitable, pero al estar en terreno privado y, sobre todo, para preservar de daños el conjunto artístico, las visitas se deben concertar a través del Ayuntamiento de Ayora.

+info ayora.es/turismo/