El Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía ha acordado iniciar los trámites para la elaboración de los Planes de Desarrollo Sostenible (PDS) de los parques naturales de las sierras de María-Los Vélez (Almería) y Huétor (Granada)

Sevilla – 16 SEP 2016 – Redacción

Los documentos establecerán las estrategias de fomento económico que llevará a cabo la Junta en los once municipios integrados en estos espacios protegidos y sus áreas de influencia (cuatro en el primero y siete en el segundo).

Los nuevos planes sustituirán a los vigentes desde 2006, que han supuesto un avance en la economía sostenible de ambas zonas, reflejado en indicadores como el incremento en la superficie dedicada a cultivos ecológicos y el auge de las industrias de este tipo, las casas rurales y las empresas de turismo activo.

Parque Natural de las sierras de María-Los Vélez (Almería)

Parque Natural de las sierras de María-Los Vélez (Almería)

De acuerdo con la Ley de Espacios Naturales Protegidos de Andalucía, los nuevos PDS incluirán, entre otros contenidos, un diagnóstico de los parques y sus áreas de influencia; las normas de adecuación a otros planes de incidencia territorial y medioambiental, y las medidas concretas para fomentar iniciativas locales de desarrollo sostenible con la implicación de las administraciones públicas y los agentes sociales y económicos.

Los planes prestarán especial atención a la oferta de turismo rural y de naturaleza; la creación de sociedades comercializadoras de productos autóctonos; la obtención de denominaciones de calidad; el apoyo a las técnicas agrícolas respetuosas con el medio ambiente; el uso de las energías renovables, y el reforzamiento de los trabajos preventivos frente a los incendios forestales.

En la Sierra de María-Los Vélez las estrategias de fomento económico sostenible se aplicarán en un territorio de 114.559 hectáreas (22.562 dentro de los límites del espacio protegido), con una población cercana a los 12.000 habitantes repartida entre los municipios de Chirivel, María, Vélez Blanco y Vélez Rubio.

Por su parte, el PDS de la Sierra de Huétor tendrá como ámbito un territorio de 24.940 hectáreas (12.128 protegidas) y 13.101 habitantes en los municipios de Alfacar, Beas de Granada, Cogollos de la Vega, Diezma, Huétor Santillán, Nívar y Viznar.

Los procesos de elaboración de ambos planes seguirán un modelo de participación social que dará cabida a los principales agentes institucionales, económicos y sociales, además de contar con los informes preceptivos del Consejo Andaluz de Gobiernos Locales, el Consejo de las Personas Consumidoras y Usuarias de Andalucía, el Consejo Andaluz de Medio Ambiente y el Comité de Acciones para el Desarrollo Sostenible.

Valores ecológicos

La Sierra de María-Los Vélez, declarada Parque Natural en 1989, se sitúa en el norte de la provincia de Almería. Espacio montañoso de gran valor paisajístico, cuyas cumbres se cubren de nieve en invierno, cuenta con los bosques mejor conservados de la provincia de Almería. Pinares de pino carrasco procedentes de antiguas repoblaciones -conocidos como “pinares viejos”- ocupan las umbrías de la sierra en contraste con las áridas solanas. Los enclaves más húmedos sirven de refugio a pequeños bosques adehesados de encinas, mientras que por encima de los 1.800 metros de altitud se extiende el piornal. En las zonas altas de las solanas aparecen especies exclusivas de la flora. Entre la fauna destaca la presencia del azor, el gavilán, el águila real, el búho real y el buitre leonado. La economía de la comarca se sustenta en el aprovechamiento de los recursos forestales, la ganadería ovina y la extracción de aceites a partir de plantas aromáticas. La actividad agrícola es escasa, centrada en el cereal de secano y en los frutales de regadío.

El Parque Natural de la Sierra de Huétor, situado en el centro de la provincia de Granada y muy cercano a la capital, constituye un enclave de gran belleza paisajística entre los 1.000 y 1.900 metros de altitud, que ofrece las mejores panorámicas del vecino macizo de Sierra Nevada. Espacio protegido desde 1989, cuenta con grandes masas forestales de pinos negrales, laricios y carrascos, además de encinares, quejigales y abundante matorral de tomillares y aulagares. Esta vegetación sirve de hábitat a una variada fauna entre la que sobresalen especies como la cabra montés, el jabalí, el zorro, la gineta, la comadreja, el gato montés, el azor, el gavilán y el águila real. Lugar de gran afluencia de visitantes por su proximidad a Granada, a sus posibilidades turísticas y recreativas añade los aprovechamientos económicos de la madera, la caza, la ganadería y la apicultura.