La Diputación de Salamanca, como colofón a las actividades realizadas con motivo del 75 aniversario de la declaración de La Alberca como Monumento Nacional ha editado las ‘Ordenanzas de La Alberca y sus términos Las Hurdes y Las Batuecas (1515)’, facsímil cuya edición ha corrido a cargo del escritor e investigador albercano José Luis Puerto

Salamanca – 30 NOV 2015  – Redacción

Junto a dicha efemérides reseñada, también se da la circunstancia de que este 2015 se cumplen quinientos años de la proclamación de esta norma que durante siglos ha prevalecido. Tales Ordenanzas fueron proclamadas ante los vecinos del pueblo, reunidos bajo el pórtico de la iglesia, el día 17 de septiembre de 1515. Y, además de ser de obligado cumplimiento para los vecinos del propio pueblo, lo eran también para los territorios que en aquel momento histórico constituían la socampana o jurisdicción de La Alberca, como eran Las Batuecas y Las Hurdes, pertenecientes todos al señorío de Granadilla y a la Casa Ducal de Alba.

Según el profesor José Luis Puerto, en tales Ordenanzas se fijó la hispanista e historiadora francesa Gabrielle Berrogain, que las publicó en la prestigiosa revista jurídica Anuario de Historia del Derecho Español, en 1930. Estas Ordenanzas constituyen, en definitiva, un documento excepcional para conocer cómo era la vida albercana a principios del siglo XVI. En ellas se detallan aspectos importantes para diversos usos y costumbres, entre los que se encuentran la religiosidad, el calendario festivo, el urbanismo, los usos de las aguas, de las propiedades rústicas, del arbolado (particularmente los castaños), de los frutos, así como de las colmenas o de las viñas.

De ahí en definitiva que tales Ordenanzas constituyan un valioso documento sobre el mundo rural del sur salmantino en los inicios de los tiempos modernos.

El libro se encuentra a la venta en librerías al precio de 4 euros.

La Alberca Salamanca

Plaza Mayor de La Alberca con los soportales y el crucero con el Crucificado en el anverso y la Virgen en el reverso / Foto de albereka.com