Durante los días 2 al 7 de junio de 2015 se celebra en Sanlúcar de Barrameda la Feria de la Manzanilla. Uno de los eventos festivos más identificativos de la ciudad

Sanlúcar de Barrameda – 29 MAY 2015 – INT

La temporada de ferias y fiestas de la primavera en Andalucía cumple un nuevo episodio entre el 2 y el 7 de junio con la Feria de la Manzanilla, en Sanlúcar de Barrameda, lo que representa una nueva ocasión para que la Manzanilla se descubra como el vino predilecto de las celebraciones populares en la región. Como ha anunciado el Consejo Regulador de las Denominaciones de Origen Vino de Jerez y Manzanilla de Sanlúcar, en este periodo se espera una comercialización superior a los 12 millones de medias botellas (el formato tradicional en este tipo de celebraciones), hito que ya se alcanzó el año anterior y que representa un 36 por ciento del que se produce a lo largo de todo el año. Más allá de las cifras, en un momento clave para las bodegas del Marco, la Feria de Sanlúcar pone de relieve la importancia de consumir correctamente este tipo de vino.

En estos días, el velo de Flor muestra su máxima expresión dentro de las botas y las bodegas sanluqueñas aprovechan para realizar sus “sacas” de primavera, cuando las condiciones climatológicas mejor acompañan. De este modo, el vino que se consume durante la Feria se encuentra en su estado óptimo.

Manzanilla y langostinos de Sanlúcar de Barrameda

Manzanilla y langostinos de Sanlúcar de Barrameda

Para disfrutar de la Manzanilla en su momento de máximo esplendor, y observando el comportamiento de sus máximos conocedores, los sanluqueños, desde el CRDO realizan una serie de recomendaciones que permitan experimentar en su plenitud las virtudes de este vino único:

1) el consumo debe ser siempre moderado y acompañado de la excelente gastronomía de la tierra. Los toques salinos de la manzanilla combinan a la perfección con sabores tan típicos de estas fiestas como los mariscos, el pescado frito, el jamón ibérico, los salazones, los aliños, la carte a la parrilla, etcétera.
2) Elegir productos certificados. Para disfrutar de la Manzanilla con todas las garantías de calidad, los consumidores deben exigir que los envases de Manzanilla que se sirvan durante estas ferias cuenten con el sello de garantía de la correspondiente Denominación de Origen. Optar por marcas conocidas y buscar el sello de autenticidad de origen en la contraetiqueta del vino son la mejor manera de asegurarse un producto excelente.
3) El formato más adecuado es la media botella. Ya sea para disfrutar de una copa bien fría en la Feria o para el clásico rebujito, lo más recomendable es abrir la media botella justo en el momento de servir para que no pierda sus propiedades. Con una capacidad de 375 ml, la media botella permite disfrutar de 6 copitas sin que el vino se caliente, o vaciarla en una jarra con la medida exacta para ser mezclado con el refresco.
4) El mejor vaso para apreciar sus virtudes es una copa de talle esbelto y cristal fino. Hay que coger el catavino por su base o por el tallo para que el vino no se caliente con el tacto.
5) Disfrutarlo en buena compañía. La manzanilla y la feria son símbolos de celebración con amigos y familia.creación.