Cortegana, situada en el corazón de la Sierra de Huelva, es un pueblo con un riquísimo patrimonio monumental.

Su Castillo Medieval, es sin duda uno de los grandes e importantes monumentos de la provincia de Huelva, es el edificio más emblemático, eje principal del trazado medieval de Cortegana y en torno al cual se ha articulado un gran evento, las Jornadas Medievales, que aúnan diversión y patrimonio, reuniendo  el segundo fin de semana de agosto a miles de visitantes.

Castillo de Cortegana, Huelva

Castillo de Cortegana, Huelva

El aspecto actual del Castillo es fruto de grandes reformas, restauraciones y modificaciones en varios momentos de su existencia. Todo apunta a que tiene su origen en el siglo XIII aunque la Torre del Homenaje data de finales del siglo XV, es sin duda una fortificación militar perteneciente a la Banda Gallega que se construyó para defender la tierra de Sevilla de las incursiones portuguesas. Declarado BIC y uno de los monumentos más visitados de la provincia de Huelva, en su interior encontramos un pequeño museo. El Castillo se sitúa dentro de un recinto fortificado del que se conservan algunos tramos y restos de los torreones originales.

Dentro del recinto del Castillo y casi adosada a él descubrimos la Ermita de Nuestra Señora de la Piedad, consta de una sola nave estructurada en tres tramos con bóveda de medio cañón. El origen de este santuario lo enmarcamos en el siglo XIII como un claro ejemplo de las ermitas de repoblación tras la conquista cristiana. Fue la primera parroquia de la población y estuvo consagrada a Nuestra Señora del Castillo.

Ermita de San Sebastián, Cortegana (Huelva)

Ermita de San Sebastián, Cortegana (Huelva)

En su interior, retablos e imágenes son de mediados y segunda mitad del siglo XX, destacando La Virgen de la Piedad, patrona de la localidad.

Siguiendo el trazado medieval, llegamos a la Iglesia del Divino Salvador, situada en el centro de la localidad, es el edificio de culto religioso más importante, declarado BIC. Su aspecto es fruto de un proceso constructivo que parte de la primera mitad del siglo XIV, cuando la población se asentó en el valle, comenzó a erigirse un templo gótico-mudéjar del que sólo queda la Puerta del Perdón. Con aires renacentistas se construyó ya en el siglo XVI un templo columnario de planta de salón, con tres naves y un presbiterio poligonal. A finales del siglo XVIII comienza a resolverse la fachada con el levantamiento de la torre-campanario.

Interior del Castillo de Cortegana, Huelva

Interior del Castillo de Cortegana, Huelva

En su interior, alberga numerosos bienes que constituyen su decoración y ajuar. Destaca el Tesoro Parroquial, ricas piezas de plata y oro considerado uno de los mejores y más completos de la provincia. Interesante también el conjunto de piezas de forja del siglo XVII compuesto por tres púlpitos y una reja.

En los últimos años, las calles del centro de Cortegana han sido decoradas con mosaicos artísticos, verdaderas obras de arte del empedrado tradicional que engalanan el casco histórico. Siguiendo este recorrido descubrimos numerosos edificios singulares de los siglos XIX y XX, como las casas señoriales o dentro de la arquitectura civil  los Casinos de Sociedad: El Gran Casino y El Nuevo Casino, casinos señoriales que se hallan entre los mejores casinos de Andalucía. Destacar además la Casa Mudéjar, data del siglo XV, siendo la manifestación más antigua conservada de vivienda de arquitectura popular, que presenta un arco de herradura fiel de la época.

En nuestro recorrido nos detenemos en la Ermita de San Sebastián, conocida como “el Santo” es una muestra de templo gótico-mudéjar, se comenzó a finales del siglo XIV o principios del XV, momento de que data su presbiterio, cubierto con bóveda de crucería. Consta de una sola nave dividida en cuatro tramos. La espadaña data del siglo XVI al igual que las dos portadas. Actualmente, esta ermita es la sede de la Hermandad de la Vera-Cruz.

Cortegana, Huelva

Cortegana, Huelva

Al final del trazado medieval de Cortegana y justo en el lado opuesto al Castillo, podemos ver la Ermita de Jesús Nazareno, conocida como “el Calvario” la cual presenta un aspecto muy actualizado, fruto de su reconstrucción en 1974 sobre la antigua capilla del cementerio viejo. En su interior se encuentra la extraordinaria talla de Nuestro Padre Jesús Nazareno esculpida por Blas Hernández Bello, imaginero del círculo de Martínez Montañés.

Situada en el popular barrio de la “Peñalta”, una de las zonas más altas del pueblo, frente al Castillo, nos encontramos con la Plaza de Toros, construida en 1854, está considerada una de las más antiguas de España. Edificio de planta circular realizado en mampostería de piedra y reforzado con potentes muros contrafuertes, visibles en su interior. Dos muros de contención relleno de piedra constituyen el graderío. En su última remodelación se añadió un callejón para recobrar todo su esplendor y belleza.

Plaza de Toros de Cortegana, Huelva

Plaza de Toros de Cortegana, Huelva

El municipio de Cortegana hace gala del volumen y exquisitez de sus aguas, por ello son numerosos los ejemplos de elementos relacionados con la arquitectura del agua, sus calles están salpicadas de fuentes que guardan en su historia la importancia de sus funciones abastecedoras y su condición de lugares de sociabilidad.

Nos paramos en la Fuente del Chanza, situada en uno de los barrios más antiguos del municipio, constituye con sus dos abundantes chorros el nacimiento del Río Chanza, afluente del Guadiana y lugar digno de visitar. La fuente, labrada en piedra caliza grisácea data de 1883, de un año anterior es el abrevadero que está al lado, completamos el conjunto con unos lavaderos y otra fuente posiblemente más antigua.

Fuente del Prado, Cortegana, Huelva

Fuente del Prado, Cortegana, Huelva

En nuestro recorrido, nos llama la atención, la Fuente del Prado, la cual se construyó con la idea de engalanar la imagen de la localidad durante la etapa de prosperidad y progreso, esta fuente de Manuel Pérez y González presidía la plaza principal de Cortegana hasta 1946 pero tuvo que ser desmontada para favorecer el tráfico rodado.

Otras fuentes que nos llaman la atención en nuestro recorrido son: Fuente del Santo y Fuente de la Caja, claros ejemplos de fuentes bajo arcos y que vierten sus aguas a un pilar rectangular, Fuente del Callejón, Fuente del Altozano, Fuente del Caballo, Fuente Vieja o el conjunto de fuente y abrevadero-lavadero de Los Ojalvos.

Aquí termina un entretenido recorrido por este bonito pueblo llamado Cortegana, de gran riqueza patrimonial y sin duda un lugar para visitar una y mil veces.

Foto de portada: Trazado Medieval de Cortegana, Huelva