Los Premios BCC – EROSKI “Cocinando Nuestros Sabores” premian la labor de los cocineros que otorgan una innovadora dimensión gastronómica a productos locales de gran tradición

San Sebastián – 16 DIC 2015 – Redacción

Basque Culinary Center y Eroski han fallado los premios de la IV edición del concurso nacional “Cocinando Nuestros Sabores”, un certamen dirigido a reconocer aquellas elaboraciones culinarias que pongan en valor un producto local, otorgándoles una nueva dimensión gastronómica en las cartas propuestas en sus restaurantes.

Los tres finalistas han sido Pablo Valdearcos, del restaurante del hotel Olajauregi de Durango, con la receta “Cebolla roja de Zalla rellena de txangurro, carrillera de rape y jugo de pimiento de Apurtarte”; Luis Salcedo, del restaurante Remigio en Tudela, con su elaboración  “Ajoarriero”; y Federico Guajardo, del restaurante del hotel Los Ángeles en Denia, con su plato “Espencat y capellán”.

Concurso Cocinando Nuestros Sabores

El ganador ha sido Luis Salcedo, del restaurante Remigio en Tudela, que ha obtenido un premio en metálico de 6.000 euros. Los otros dos finalistas han sido  Federico Guajardo y Pablo Valdearcos, que han obtenido sendos premios de 3.000 y 1.000 euros, respectivamente.

Durante la entrega de los premios, el director de Basque Culinary Center Joxe Mari Aizega, ha manifestado que “los tres platos finalistas, basados en productos locales,  son inspiradores para la transformación que vivimos en estos tiempos porque nos hablan de diversidad, vanguardia y cultura gastronómica. Nos hablan también de innovación y del maridaje que en muchas ocasiones se produce en la cocina entre tradición y vanguardia y que produce resultados excelentes, como lo han demostrado las recetas y los platos que hoy hemos degustado”.

Por su parte, la intervención de Agustín Markaide, presidente de EROSKI, se ha centrado en la importancia de valorar más la comida para comer mejor y así lograr una vida más saludable. En este sentido ha destacado lo importantes que son los alimentos que se producen en nuestro entorno, que nos permiten huir de la banalización de la comida y, al mismo tiempo mejorar la sostenibilidad del sector agroalimentario, un sector que contribuye de forma determinante y positiva al empleo, la economía, la cultura y a nuestro entorno. “El trabajo de los cocineros participantes en la edición de este año ha hecho que redescubramos alimentos que nos han acompañado desde nuestra infancia, pero de una forma novedosa y sorprendente. Ha sido un magnífico ejemplo de mirada audaz hacia la cultura gastronómica de la nueva sociedad que viene, haciendo un uso moderno de materias primas muy ligadas a tradiciones arraigadas en nuestro pasado”.

Para concursar sólo era necesario cumplir dos requisitos: ser chefs en activo en cualquier restaurante de España y enviar recetas que utilicen habitualmente en sus cartas y pongan en valor productos locales de marcada tradición en su región. De entre todas las propuestas presentadas, el jurado -compuesto por una selección de reconocidos cocineros y cocineras y expertos gastronómicos y del sector agroalimentario-, ha seleccionado tres finalistas. Los Premios BCC – EROSKI están dotados con 6.000, 3.000 y 1.000 euros y diplomas acreditativos para los 3 finalistas.

Premio Extraordinario a la cocina vizcaína

En ésta cuarta edición, el Premio BCC – EROSKI realiza un reconocimiento especial a la cocina vizcaína. Fuera de concurso, este Premio Extraordinario BCC – EROSKI ha sido otorgado al chef Aitor Elizegi, del restaurante Bascook de Bilbao. El chef vizcaíno ha sido reconocido por su trayectoria culinaria, su contribución  a la gastronomía vasca y el protagonismo que siempre han tenido los productos vizcaínos en sus creaciones.